.
04-09-2012 | Política
El gobernador Zamora participó del acto por el día de la industria
Agrandar texto Achicar texto Imprimir

Durante su discurso en Tecnópolis, al que fue invitado especialmente el gobernador Zamora, la Presidenta advirtió, además, que la sustitución de importaciones y el tipo de cambio con flotación permiten profundizar la reindustrialización.

 
La presidenta Cristina Kirchner defendió la industria nacional, pidió a los empresarios la “reinversión de utilidades”, y que “sigan apostando a la Argentina, que tendrán en el gobierno a un aliado”, a la vez que rechazó que exista “retraso cambiario”, en una cena multitudinaria en la que se celebró el Día de la Industria, en Tecnópolis.
“En la Argentina no tenemos un modelo económico, sino un modelo político”, sostuvo al hablar ante más de un millar de empresarios en la celebración del Día de la Industria en la que participó el gobernador de Santiago del Estero, Gerardo Zamora.
Afirmó que “la industrialización no es una variable económica; responde a un proyecto político de país”, y celebró “la decisión de no ser un país que no produce sin valor, un país con salario acordado y con el salario industrial más importante de Latinoamérica”.
Al hablar por Cadena Nacional destacó además la importancia de celebrar “junto al sector del capital y las diferentes corrientes” de la industria.
A la vez, la Presidenta defendió el proceso de sustitución de importaciones y del tipo de cambio con flotación, y advirtió que esa política permite seguir “reindustrializándose” y que una “devaluación” impactaría “en el corazón del salario”.
Por eso, Cristina sostuvo esta noche que “la industrialización no es una variable económica; responde a un proyecto político de país”.
Aseguró que “vamos a crecer, no como en los años 2010 y 2011, pero igualmente vamos a crecer y nos va a permitir enfrentar el 2013 con mucha mayor fortaleza”.
En su discurso, afirmó que “el tipo de cambio no está retrasado, ahí tenemos una idea de inconsistencia” e hizo hincapié en que la “flotación nos ha permitido tener este crecimiento”.
“Un aumento del dólar va en contra de reconvertir esa matriz productiva porque va a tener un efecto negativo sobre todo en un mundo donde nos van a competir por precio y volumen”, enfatizó.
Dijo al respecto que “este tipo de cambio es supercompetitivo” y reiteró que “hay una inconsistencia en el planteo” de los que proponen otra cosa, ya que “atentaría contra el sector productivo”.

Crítica a gremios
Sostuvo que “más sorpresa” le causa cuando ese pedido viene “desde algunos sectores gremiales que solicitan una devaluación”.
“El primer impacto que tiene una devaluación es de lleno en el corazón del salario”, apuntó.
Cristina señaló que “los dólares los utilizamos para pagar nuestras importaciones y al mismo tiempo la deuda, que venimos pagando desde que se permitió hacerlo, mediante una ley, por el Banco Central”.
La mandataria ponderó además “la decisión de no ser un país sin producir sin valor, un país con salario acordado y con el salario industrial más importante de Latinoamérica”.
Cristina, al hablar por Cadena Nacional, estuvo acompañada por el vicepresidente Amado Boudou, el jefe de Gabinete, Juan Manuel Abal Medina; los ministros de Planificación Federal, Julio De Vido; de Trabajo, Carlos Tomada; de Industria, Débora Giorgi, y de Desarrollo Social, Alicia Kirchner; los secretarios de Comercio Interior, Guillermo Moreno, y Exterior, Beatriz Paglieri; y de la Presidencia, Gustavo López.
Del mismo modo estuvieron en Tecnópolis diputados nacionales, gremialistas y los presidentes de las Cámaras Argentina de la Construcción (CAC), Carlos Wagner; de la Mediana Empresa (Came), Osvaldo Cornide; y la Unión Industrial (UIA), José Ignacio de Mendiguren, entre otros empresarios.
“La reindustrialización -manifestó- no fue una decisión del modelo económico, estaba en el corazón de este proyecto que nació en el 2003”, afirmó la jefa de Estado.
Cristina describió además que “hay una verdadera batalla comercial entre todas las principales economías” por la defensa de sus economías, y reafirmó: “Nosotros vamos a seguir protegiendo el trabajo y la industria nacional contra viento y marea” que fue uno de “nuestros desvelos en la crisis”.
Cristina también dijo que “los trabajadores registrados en la Argentina ganaban en 2003, cuando Néstor Kirchner había llegado a la presidencia, 200 pesos, y en la última reunión fue de 2.876 pesos el salario mínimo, vital y móvil”.
“El más alto en calidad de poder adquisitivo en toda Latinoamérica”, reiteró la Presidenta.
Cristina pidió además que “este sea último año que tengamos que estar discutiendo un acuerdo de accidentes de trabajo” por lo que propuso “actualizar anualmente los montos indemnizatorios, que ningún monto indemnizatorio quede fijo”.

Fuente: El Liberal
 
 
 
 
 
También te puede interesar
Las últimas 10 noticias más importantes
 
 
 
 
Comentá usando Facebook
...

TENGA EN CUENTA QUE: Los Comentarios publicados en elprogresoweb son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Asi mismo la participacion en los comentarios, implica la acptación de los terminos y condiciones que rigen para esta web. El Progreso web procederá a la eliminación de aquellos textos que violen o incurran con las normativas vigentes.
 

© Copyright 2009 - Todos los derechos reservados http://www.elprogresoweb.com.ar
Ciudad de Fernández, Dpto. Robles, Santiago del Estero, Argentina. Sitio diseñado por El progreso Diseño gráfico y web - info@elprogresoweb.com.ar

  Secciones el progreso Fernández Forres Vilmer Beltrán Santiago Mas...